sábado, 31 de octubre de 2015

Erratas periodísticas 6







Decíamos ayer


Célebre frase de Fray Luis de León, al que las envidias y rencillas entre órdenes y las denuncias del catedrático de griego, León de Castro, entre otros profesores, le llevaron a las cárceles de la Inquisición bajo la acusación de preferir el texto hebreo del Antiguo Testamento a la versión latina (la traducción Vulgata de San Jerónimo) adoptada por el Concilio de Trento, y de haber traducido partes de la Biblia, en concreto el Cantar de los Cantares, a la lengua vulgar, cosa expresamente prohibida también por el reciente concilio y que sólo se permitía en forma de paráfrasis. 

(El copia y pega de la Wikipedia me ha está quedando de lujo, así que sigo)


martes, 27 de octubre de 2015

Adiós mundo cruel


Esta noche voy a iniciar un proceso de autodestrucción irreversible. 


Solo tengo una duda para la que voy a necesitar vuestro consejo y así os lo solicito.