domingo, 2 de octubre de 2011

Película: Un perro andaluz

Un perro andaluz es un cortometraje de diecisiete minutos, mudo (no fue hasta la versión de 1960 cuando se incorporaron los motivos de Tristán e Isolda de Richard Wagner y un tango), escrito, producido, dirigido e interpretado por Luis Buñuel en 1929 con la colaboración en el guión de Salvador Dalí, gracias a un presupuesto de 25.000 pesetas que aportó la madre de Luis Buñuel.



Nació de la confluencia de dos sueños. Dalí le contó que soñó con hormigas que pululaban en sus manos y Buñuel a su vez cómo una navaja seccionaba el ojo de alguien.


Está considerada la película más significativa del cine surrealista. Transgrediendo los esquemas narrativos canónicos, la película pretende provocar un impacto moral en el espectador a través de la agresividad de la imagen. Remite constantemente al delirio y al sueño, tanto en las imágenes producidas como en el uso de un tiempo no lineal de las secuencias.

Como dijo el propio Buñuel:

"Para sumergir al espectador en un estado que permitiese la libre asociación de ideas era necesario producirle un choque traumático en el mismo comienzo del filme; por eso lo empezamos con el plano del ojo seccionado, muy eficaz".



Es una película que no tiene significado y no hay que buscárselo, que es necesario aceptarla sin cuestionamientos (¿Qué significa? ¿Por qué hay una mano de la que salen hormigas? ¿Por qué un hombre empuja dos pianos con cadáveres de burros encima?).

El nombre Un perro andaluz fue elegido porque no guardaba relación alguna con los temas del filme. Lorca se sintió aludido por el título, pero Buñuel negó dicha alusión, alegando que era el de un libro de poemas que él tenía escrito desde 1927.



Alfred Hitchcock incluyó en su film Recuerda (1945) una escena creada por Dalí en la que se homenajea la del ojo cortado, donde unas tijeras gigantes cortaban un ojo pintado en una cortina.

Hasta tal punto llegó la influencia de la película y, concretamente la escena del ojo cortado, que en su gira de 1976 David Bowie proyectaba esa secuencia para iniciar sus conciertos.

¿Que os parece si la vemos?. Son sólo 17 minutos.



Publicado en Cine: (Pinchar aquí para ir)


No hay comentarios:

Publicar un comentario